1.6.07

Una verdad como un puño


¡Y no lo digo porque me citen!

12 comentarios:

1977 dijo...

Yo me apunto a todo lo que sea inquina contra el País de las Tontaciones y sus tontarines. ¡Hijos de puta! Sabemos dónde escribís...

Puño dijo...

inquina, inquina!

Actor Secundario Bob dijo...

Tu diseño es simple pero super cuidado. Me gusta tu blog, te añado a mis favoritos y te seguiré leyendo.

Saludos de Actor Secundario Bob, crítico de blogs.

( http://actorsecundariobob.blogspot.com )

feelbeat dijo...

Hola! soy un fiel seguidor de este blog tuyo y hoy me gustaría aportar un link para tus PunioLinks. Se trata del blog de un dibujante chileno:
http://albertomontt.blogspot.com/
Tiene viñetas muy muy buenas y con un humor ácido cojonudo.
Saludos! ;-]

Puño dijo...

gracias a ambos.

por cierto, actor secundario bob: es un tanto decepcionante pinchar en el enlace de un crítico de diseño y encontrarme con que escribe en blanco sobre negro!!!!!!!! de verdad, se pierde mucha autoridad con patinazos como ése.

1977 dijo...

Lo que le faltaba a este mundo... Un crítico de blogs (¡que tiene un blog que no hay por dónde cogerlo!) :D

Andre dijo...

y a el??
quien le critica a el???

1977 dijo...

Who watches the watchman, for fucks sake?!

Alejandro dijo...

Y una pregunta D. Puño, ¿Donde se puede ver su obra comiquera?

Puño dijo...

desperdigada por fanzines y revistas varias desde hace 15 años!!!

álbumes no tengo, si es lo que preguntas. mientras, algo puedes encontrar en revistas como ARGH! y Cretino, por ejemplo.

y en mi portafolio, claro: http://www.kokekoko.com/comics.htm

Alejandro dijo...

Muy chulo el portafolio, D. Puño, lamento no haberle leído antes.

Variedad de estilos, buenas temáticas e historias muy bien contadas (No me lo tome como una crítica, sólo soy un aficionado al que le encanta leer, pero creo que se merecía un comentario, aunque fuera mínimo).

Sigo escarbando en sus archivos, que me siguen apabullando con la cantidad de sorpresas ocultas, tanto para la vista como para el oído.

Saludos

Puño dijo...

gracias, caballero!